Madrid apuesta por un autobús totalmente eléctrico

La Empresa Municipal de Transportes de Madrid presentó la semana pasada un nuevo prototipo de autobús 100% eléctrico. Este vehículo llamado Aptis ha sido creado por la compañía francesa Alstom. Junto a este autobús, se suman otros dos minibuses también eléctricos Rampini Wolta. Cabe destacar que Madrid cuenta con la tercera mayor flota de autobuses eléctricos de toda Europa.

Durante este mes de febrero este autobús se estará probando por las ciudades de Madrid, paseará por los lugares más céntricos y realizará todo tipo de recorridos con tal de comprobar su efectividad en las carreteras. Este vehículo tiene una longitud de 12 metros y tiene como objetivo mejorar las prestaciones de los autobuses convencionales en cuento a movilidad interior se refiere. En este caso se han mejorado los asientos, así como facilitado la entrada y salida del autobús para todos los pasajeros. También se ha mejorado la maniobrabilidad y alargado su vida útil.

Además de ofrecer múltiples ventajas para los viajeros, el autobús Aptis dispone de un eje posterior que puede rotar, de esta forma, podrá realizar giros mucho más pronunciados, circular por rotondas sin invadir dos carriles y mejorar la aproximación a las paradas con el mínimo esfuerzo. Entre sus dimensiones nos encontramos con que este autobús ofrece una superficie de piso integral libre de obstáculos de unos 20 metros cuadrados, así como puede llegar a transportar hasta 100 pasajeros, 25 más que habitualmente.

Entre estas mejoras, también nos encontramos con que el Aptis está totalmente acristalado, incluso en su parte posterior, ofreciendo de esta forma, una visión de 360º al conductor del autobús. Por otra parte, su autonomía es de unos 200 kilómetros y su bajo coste de mantenimiento hacen que sea uno de los mejores autobuses del mundo.

En cuanto a las baterías, están situadas en el techo del vehículo y su recarga se puede realizar a través de un cable, en las cocheras o en el suelo en las cabeceras de las líneas. Todas estas ventajas son realmente muy beneficiosas para la ciudad de Madrid y su transporte público, pero lo cierto es que es necesario realizar pruebas para comprobar que todas y cada una de estas afirmaciones son realmente ciertas a la hora de poner el vehículo en las calles.

Por supuesto, la empresa Alstom asegura que todos estos factores son totalmente correctos, tanto los de este autobús como los de los minibuses que también se van a utilizar en el centro de Madrid. De esta forma, tras realizar las pruebas pertinentes, en Madrid se empezarán a utilizar de forma rutinaria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *